El estado lamentable de los vehículos del puesto de Oleiros pone en riesgo la seguridad ciudadana


12/07/2013

img_comunicado_1979.jpg El estado lamentable de los vehículos del puesto de Oleiros pone en riesgo la seguridad ciudadana

La falta de medios para el trabajo  diario de los agentes es una denuncia habitual de la Asociación Unificada de Guardias Civiles, pero existen situaciones que superan lo imaginable.


En un cuerpo policial como la Guardia Civil, que es la encargada de velar por la Seguridad de los ciudadanos, cubriendo amplias demarcaciones, la herramienta más básica de trabajo es el vehículo con el que poder desplazarse a las distintas localidades que componen su demarcación y que, sin dicho vehículo sería imposible visitar.


El estado del parque automovilístico de la Comandancia de A Coruña es preocupante dada la antigüedad de los mismos y el elevado número de kilómetros que tienen esos coches, y una Unidad como el Puesto Principal de Oleiros, sobrevive de los vehículos que les ceden prestadas otras Unidades (normalmente el que peor tienen), cuando el suyo queda averiado.


En los últimos meses han sido varias las ocasiones que la patrulla ha quedado tirada esperando la grúa, dejando con ello la demarcación sin atención ante un incidente grave que pueda ocurrir.


Lo incomprensible de la situación es que, mientras el ciudadano queda sin servicio a espesas del tiempo que tarde la grúa en desplazarse y se gestione un vehículo de otra unidad, en los garajes del acuartelamiento, el vehículo en mejor estado de la Unidad, permanece para uso exclusivo del Jefe del acuartelamiento, mientras los agentes realizan el servicio con vehículos que superan los 300.000 y los 400.000 kilometros y que, como es lógico terminan dejando tirados a los agentes y con ello al propio ciudadano.

Whatsapp

Comentarios

    Ningun comentario disponible

No se permiten más comentarios.