No es práctica habitual estampar la firma de otro compañero en unas diligencias o denuncias tal como argumentaron acusado y testigos.


02/08/2013

img_comunicado_1992.jpg No es práctica habitual estampar la firma de otro compañero en unas diligencias o denuncias tal como argumentaron acusado y testigos.

Tras dictarse sentencia en la Audiencia Provincial de Lugo, esta asociación quiere poner en conocimiento que no es una práctica habitual que unos agentes firmen por otros pues nunca esa acción falsaria podría estar legitimada, tal y como se manifestó en la audiencia por parte de acusado y algún testigo.


Esta práctica se usa en escritos y documentos internos de la Guardia Civil, utilizando las siglas P.O (por orden) y P.A (por ausencia) pero siempre el que firma se identifica en todo momento como firmante en ausencia del responsable, pero en el ámbito judicial y administrativo no es una práctica ni mucho menos habitual, pues estaríamos hablando de un delito como ha quedado demostrado en la sentencia de la Audiencia, además todo Guardia Civil que tenga conocimiento de tal hecho debería de ponerlo en conocimiento automáticamente tanto de la superioridad como de la autoridad judicial.


En referencia al compañero que ejerció la acusación particular, esta Asociación  quiere transmitirle todo el ánimo y apoyo que sea necesario, sabemos lo duro que es tener que acudir a la justicia cuando internamente no se ha podido solucionar lo que a leguas se veía venir, en este aspecto es de destacar su valentía, pues no es plato de buen gusto llegar a la vía judicial para que se reconozca, tal y como así ha sido una irregularidad que nunca tendría que haber llegado a ningún juzgado.

Whatsapp

Comentarios

    Ningun comentario disponible

No se permiten más comentarios.