El Ministerio del interior vuelve a ningunear a Burgos


07/06/2017

Imagen del desfile del Día del Pilar celebrado en Burgos en 2015. Imagen del desfile del Día del Pilar celebrado en Burgos en 2015.

La Asociación Unificada de Guardias Civiles de Burgos (AUGC) denuncia la precaria situación en la provincia, respecto al número de efectivos de los que dispone el Instituto Armado, en la actualidad y exige la reestructuración territorial de los puestos.

Con la llegada de la época estival, las carencias de personal en la Guardia Civil van haciéndose más notorias en las Unidades que la componen. La AUGC considera que esta situación comienza a ser insostenible, ya que en el último anuncio de vacantes para los componentes se observa el aumento en la pérdida de efectivos, lo que hace que tanto puestos, como especialidades se queden bajo mínimos.

Los datos revelan que los últimos movimientos dentro de Burgos, hacen que la provincia pierda un total de 8 agentes, mientras sólo se espera la llegada de 3. Esto es debido a que en su mayoría los movimientos internos son lo más frecuente.

Por otro lado, dentro del Instituto Armado, ven una solución provisional, en el abastecimiento de las unidades, con el personal de nuevo ingreso en su fase de prácticas. El problema principal, como denuncian desde la asociación, radica en que estos agentes aún no han completado su fase de formación, por lo que no pueden contabilizarse como profesionales en activo, a todos los efectos.

Una vez más el Ministerio del interior vuelve a considerar a la provincia de Burgos como una provincia de segunda, aportando más efectivos en prácticas a Zamora, Avila, León o Salamanca, algo a lo que por desgracia ya se están acostumbrando porque esta provincia no deja de perder Agentes de forma continua en cada convocatoria de movimiento interno o de nueva creación y con los comentarios del nuevo jefe de la comandancia parece que no se van a reclamar refuerzos dado que considera que con los efectivos actuales son suficientes, tal vez estos comentarios sean por la falta de conocimiento de la provincia dado que acaba de llegar.

Las consecuencias más inmediatas de esta precaria situación es la presencia de patrullas unipersonales incluso en horario nocturno lo que es una práctica irresponsable con un Nivel 4 de alerta terrorista, generando "una falsa sensación de personal en la calle", dicen desde la asociación; así como la carencia de agentes en servicios tan relevantes como Tráfico y Seprona, en las que una sola patrulla tiene que cubrir las necesidades de los ciudadanos de toda la provincia. Situación, aún más agravada, a unos días del inicio de las vacaciones de verano, donde un tercio de la plantilla estará disfrutando de su correspondiente permiso.

Ante esto, desde la AUGC se pide que se tomen medidas de forma inmediata para que se solucionen las necesidades que tiene la provincia con acciones reales, como la reestructuración del despliegue territorial de los puestos de la guardia civil de Burgos, ya que según explican desde dicha asociación "es una distribución obsoleta que no es acorde con las nuevas tecnologías, ni con la realidad geográfica". Saben que esta medida choca con los intereses de los alcaldes provinciales, “pero hay que hacerles entender que ahora tampoco tienen Agentes en esos puestos desperdigados y una reestructuración haría que por las calles de su pueblo se patrullase mucho más a menudo de lo que lo hace ahora.” Exponen desde el sindicato.

Whatsapp
Noticias relacionadas:

Comentarios

    Ningun comentario disponible

No se permiten más comentarios.