Dos Nuevos Exitos de los Servicios Jurídicos de la Delegación.


15/09/2017

Foto defecto comunicados .

Tras un verano en el que no ha cesado la actividad asociativa por las vacaciones estivales, al regreso para afrontar las Elecciones al Consejo de la Guardia Civil, lo hacemos con las fuerzas renovadas y sabiendo que el trabajo ante las dificultades del día a día, por tedioso, repetitivo y muchas veces desesperante, cuando se hace de forma seria termina dando sus frutos.

 

De esta forma iniciamos periodo con dos éxitos jurídicos para los intereses de nuestros afiliados en la delegación:

Uno de ellos Judicial, en vía contenciosa por la que se reconoce a una compañera derecho a elegir el horario, no sólo la reducción de jornada para cuidado de hijo menor de doce años, Y así poder conciliar la vida laboral con la familiar.

En un sentido parecido, esta vez en vía administrativa. Otro afiliado que solicitó ser excluido de la Sección de Intervención Rápida (S.I.R.) de la Comandancia por cuestiones de edad y de dolencias que le hacían difícil la prestación del servicio en esta unidad funcional; tras la primera aceptación a su solicitud por la Jefatura de la Comandancia, en la que se condicionada su salida de la S.I.R. a la pérdida del CES de Seguridad Ciudadana que venie percibiendo en aplicación de sentencia judicial dictada por el Tribunal Superior de Justicia de Madrid, y que le supondría una pérdida económica en sus retribuciones. Esta resolución que fue recurrida ante la Jefatura de Zona con el asesoramiento de los servicios jurídicos de la Asociación, terminó con una revocación de la resolución de la Comandancia estimando la pretensión del afiliado de ser excluido de la S.I.R. sin que sus retribuciones se vieran alteradas.

 

Estos dos ejemplos, ya finalizados junto con otros cuantos más que han sido iniciados este verano y aún se encuentran pendientes de resolución, viene a confirmar lo que en multitud de ocasiones desde la Asociación se ha denunciado: “No hay personal suficiente en la Comandancia para cubrir todas las necesidades de los servicios que la Guardia Civil tiene que afrontar.

 

Y en lugar de ampliar catálogo, reponer vacantes o sencillamente mantener las plantillas lo más completas posible, en el último año, entre jubilaciones, fallecimientos, personal que se marcha destinado a otras provincias y bajas por enfermedad de larga duración se ha producido una considerable merma de efectivos. Merma que se ha agrandado por la particular distribución de personal en nuestra provincia y que ha dado como resultado una sensación generalizada de descontento entre los guardias civiles destinados en la provincia, de la que muchos, que aún no han podido, quieren salir destinados a otras provincias. En este pasado día 11 de septiembre se ha producido un movimiento de efectivos en el que han salido destinados fuera de la provincia 23 guardias civiles y tan sólo han venido a ocupar vacantes en Avila 9 agentes, afianzando una tendencia en la que se aprecia que en cada movimiento que se produce, se pierden efectivos para la Comandancia.

 

Así nos encontramos con que existe una Compañía en la que ninguno de los Puestos que la componen tiene Suboficial al mando y que en muchos de los otros Puestos Territoriales de las otras Compañías se encuentran con el puesto del Suboficial vacante.

 

Nos encontramos también con Puestos Territoriales con personal agregado a otras unidades distintas de las de su destino, o con un considerable número de vacantes que no salen publicadas y que por lo tanto no se pueden cubrir, lo que conlleva que la solución adoptada por la Guardia Civil sea la de sobrecargar a los funcionarios que quedan disponibles.

 

Se niega en muchas ocasiones a los Guardias Civiles el libre ejercicio de sus derechos como por ejemplo el caso de la compañera para el cuidado de hijo menor. Pero lo más habitual es que se retrasen o no se nombren los descansos que son generados por la acumulación de servicios nocturnos y/o festivos o que los permisos de asuntos particulares de los agentes sean denegados de forma sistemática. También es frecuente la generación de todo tipo de trabas cuando algun compañero, solicita poder trabajar ajustándose a sus posibilidades físicas, o como en el caso del otro compañero que lo que pidió fue hacer únicamente las funciones y cometidos asignados a su unidad de destino.

 

Aún así desde la AUGC, seguimos trabajando día a día para conseguir modernizar, humanizar e integrar a los guardias civiles que componen la Institución dentro de la sociedad con una jornada laboral y unos derechos que además de ser iguales que los del entorno en el que vivimos se puedan ejercer con total normalidad.

Whatsapp

Comentarios

    Ningun comentario disponible

No se permiten más comentarios.