AUGC denuncia la precaria situación de la especialidad de Armamento y Equipamiento Policial *


04/09/2017

. .

La especialidad de Armamento y Equipamiento Policial es la unidad que controla, mantiene y repara el 80% del material adjudicado a la Guardia Civil. Cuando se creó la especialidad solo se ocupaba del armamento, pero a lo largo de los años se fueron añadiendo cometidos a la especialidad manteniendo el mismo catalogo.

Una comandancia cuenta con un gran número de unidades diferentes y de diversa naturaleza, entre las que destacan UOPJ, SIGC, GEDEX, Grupo Cinológico, Seprona, unidades fiscales, Servicio Marítimo, etcétera. La mayoría de estas unidades se autogestionaban el material hasta hace poco tiempo, mientras que en la actualidad el material es gestionado por el Servicio de Armamento y E.P., lo que conlleva un aumento considerable de la carga de trabajo de esta unidad.

Además de todo el trabajo de taller y burocrático, nos encomendaron la tarea del gestión de mantenimiento y control de los CCTV (Circuitos Cerrados de TV que son los sistemas de vigilancia de los acuartelamientos, cámaras, grabadores, etc). Tenemos que controlar el mantenimiento y reparación de las diferentes empresas de cada comandancia.

A todo esto, las plantillas se mantienen desde su creación, pero el volumen de trabajo es muchísimo mayor.

La especialidad de Armero de Comandancia actualmente es la más infravalorada y la peor remunerada de toda la Guardia Civil. Con un CES de 249 euros  anuales, similar al de el puesto de trabajo de un Núcleo de Servicios. Esta especialidad requiere unos conocimientos y una preparación especifica, la cual no se corresponde con el CES. El personal que opta por esta especialidad, al cabo de un tiempo cambia de destino, valorando que cualquier otro, incluso los puestos de Seguridad Ciudadana (los cuales no requieren curso, ni preparación especifica), está mejor remunerada.

La Orden General 11/2014 de prestación de servicio, y la jornada y horario del personal de la Guardia Civil también nos discrimina, ya que en la actualidad diecinueve de los cincuenta y cinco destacamentos de armamento repartidos por las diferentes Comandancias de la Guardia Civil están al mando de guardias civiles. Estos no están encuadrados los artículos 31, 32 y 33 citados al tener el empleo de Guardia Civil, pero sí tendrán la misma responsabilidad que cualquier Oficial, Suboficial o Cabo Jefes o al cargo de los Destacamentos.

Así, pasarán a tener una Jornada de trabajo de 40 horas semanales y sí que serán personal cualificado de apoyo a la dirección. Por ello, al igual que los Oficiales, Suboficiales o Cabos, tendrán derecho a los incentivos al rendimiento que les puedan corresponder según borrador colgado en la Intranet con fecha 18 de julio de 2014 por la que se regulan los incentivos al rendimiento del personal de la Guardia Civil. Es decir que yo soy Cabo destinado en Burgos y cobro como jefe de destacamento y en Palencia que el catalogo de puestos de trabajo son dos Guardias no cobran nada por ser Guardias, pero el más antiguo de los dos es jefe de destacamento igual que yo pero no cobra nada y hace exactamente las mismas funciones que yo.

Todo ello esta llevando a que en estos dos últimos años aproximadamente quince compañeros decidieron dejar la especialidad, personal muy cualificado que no ve recompensado su trabajo y deciden irse a otras especialidades o seguridad ciudadana y cobrar más teniendo menos responsabilidades.

El problema se acrecienta ya que además gran parte de las vacantes desiertas se encuentran bloqueadas y no se publican. Muchos de los destacamentos están con un solo componente desde hace más de un año.

En lo que va de año se producen movimientos de personal en los cuales la gente o bien cambia de destino, de especialidad o se jubila y se encuentran con el problema que se encuentran que se cierra el destacamento. Para evitar esto en lo que va de año se anuncian hasta cuatro comisiones de servicio (Valladolid, Guipuzcoa, Huesca y Vizcaya), en fechas próximas se anunciara también Zaragoza ya que los dos componentes cambian de destino y se queda también vacío.

Desde el área de de armamento en la Asociación Unificada de Guardias Civiles llevo cinco años denunciando el trabajo precario que sufrimos en la especialidad mandando más de 20 propuestas al Consejo de la Guardia Civil, manteniendo reunión con el 2º General de Apoyo de la Guardia Civil con el resultado negativo.

 Si queremos que esta especialidad cumpla con sus innumerables cometidos hay que aumentar su catalogo de puestos de trabajo y que de una vez por todas se vea reconocida con un CES que remunere el gran trabajo que estamos realizando.

* Por Luis Andrés Martín, Vocal de la Especialidad de Armamento de AUGC

 

Whatsapp
Noticias relacionadas:

Comentarios

    Ningun comentario disponible

No se permiten más comentarios.