Condenan a un ciudadano a nueve meses de prisión y a pagar más de 35.000 euros por fracturar el dedo de la mano a un Guardia Civil

Los servicios jurídicos de la Delegación de Sevilla de la Asociación Unificada de Guardias Civiles consiguen una sentencia condenatoria para el acusado de provocar lesiones de consideración a un agente

El Guardia Civil no era afiliado de la Asociación Unificada de Guardias Civiles, pero dada la situación se decidió ayudar al compañero y defenderlo poniendo a disposición a los integrantes del servicio jurídico.
El Guardia Civil no era afiliado de la Asociación Unificada de Guardias Civiles, pero dada la situación se decidió ayudar al compañero y defenderlo poniendo a disposición a los integrantes del servicio jurídico.

Un efectivo de la Guardia Civil sufrió una agresión al intentar identificar a un habitante durante un servicio ordinario. Los hechos transcurrieron en la localidad sevillana de Aljarafe y se ha determinado judicialmente que el acusado propinó tal patada al agente que le produjo una fractura en el dedo de la mano. Esta lesión de consideración le ha dejado unas secuelas que continúan a día de hoy.

Debido a la anticipación del juicio y el expreso deseo por parte del atacante y su defensa de no recurrir lo dictaminado, el Juzgado de lo Penal número 15 de Sevilla lo ha condenado a nueve meses de prisión. Además, tendrá que indemnizar con 35.780,88 euros al Guardia Civil por los daños físicos ocasionados y ha quedado inhabilitado para el ejercicio del sufragio pasivo durante nueve meses.

Para lograr esta sentencia firme ha sido clave el trabajo del letrado de AUGC Sevilla, José Luis Ganfornina. Se encargó de la reclamación y de la acusación particular del compañero y el fallo no deja lugar a dudas. Queda probado el delito de atentado contra un agente de la autoridad y otro más por las lesiones. El Guardia Civil no era afiliado de la Asociación Unificada de Guardias Civiles, pero dada la situación se decidió ayudar al compañero y defenderlo poniendo a disposición a los integrantes del servicio jurídico.

Este tipo de solicitudes externas están motivadas por la gran profesionalidad de los abogados de la Asociación, quienes logran sentencias en favor de todos y reclaman las cuantías en base a las lesiones en acto de servicio. La defensa de los agentes está garantizada, al igual que otras cuestiones relacionadas con la vida profesional gracias a la confianza y el apoyo que recibimos de los compañeros.

Para hacer comentarios debes identificarte

IDENTIFÍCATE